Día 47

Pensaba que Gema había logrado que olvidara a Laura, pero mi subconsciente no opinaba lo mismo. Se estaba acercando, lentamente, llenando todo con su presencia.

–          Hola chicas. ¿Qué tal?

–          Hola Laura. Aquí andamos, tomando algo –contestó Carmen ante mi imposibilidad de hablar.

–          ¿Eres Laura? Yo soy Gema. Un placer. ¿Te sientas con nosotras?

–          Claro, voy a por mi cerveza y ahora vengo.

Laura fue hacia la barra y yo estaba alucinando. Me faltaba el aire, me dolía el pecho, no sé si eso sería un ataque de ansiedad, pero se le parecía bastante.

–          ¿Por qué le has dicho que nos acompañe? –pregunté indignada.

–          Porque aún os queréis y deberíais intentar solucionar las cosas –contestó con una tranquilidad pasmosa.

–          No quiero solucionar nada, y no creo que tú debas meterte en esto.

–          Sí que me meto. Estás conmigo mientras sigues enamorada de ella. Las dos sabíamos que esto tendría fecha de caducidad y ha llegado.

No podía creerme lo que me estaba diciendo. Yo quería a Gema, es verdad que no como a Laura, pero ella era parte de un pasado que quería dejar atrás.

–          Bueno, ¿y qué me contáis? –preguntó Laura a su regreso.

–          Cuenta tú, que eres la emigrante. ¿Qué tal fueron las cosas por los Estados Unidos? –dijo Carmen.

–          Bien, mejor de lo que esperaba. Por eso regresé tan pronto. Tenía ganas de volver a casa –contestó mientras me miraba.

Yo no intervine en la conversación. No quería hablar, solo irme. La presencia de Laura en la misma habitación me hacía demasiado daño. Gema se levantó para buscar más cervezas y se llevó a Carmen, en un intento demasiado evidente por dejarnos solas. Agaché la cabeza  rogando que la tierra realmente se abriera y terminara engulléndome.

–          ¿Es tu novia? –preguntó Laura.

–          Sí.

–          Me alegro de que te vaya bien. Quise despedirme, pero no hubo forma de contactar contigo, supuse que no querías verme.

–          No, no quería verte y ahora tampoco.

Me fui. Hui del bar como si me persiguiera la muerte. No vi a Gema, pero no me importó, solo quería escapar. Llegué a casa en un suspiro. El aire me faltaba, y no solo por la carrera. Quería gritar, pero un mudo sonido era lo único que alcanzaba a exclamar.

Al cabo del rato, Gema vino a verme. Creí que había olvidado su comentario y regresaba a pasar la noche conmigo, pero me equivoqué.

–          ¿Por qué te has ido? No puedes escapar de lo que amas.

–          Tú no sabes nada –respondí enfurecida.

–          No, yo solo sé cómo os miráis. ¿Crees que no me duele? Claro que sí. Sabía que ella volvería y tú correrías a sus brazos. Esperaba este momento y llevo tiempo preparándome para él.

–          Es mejor que te vayas. Si no quieres que continuemos con nuestra relación, me lo dices y listo. No te inventes excusas.

–          ¿Quieres que echemos un polvo? ¿Quieres imaginar que es a ella a la que te follas? No estoy dispuesta a humillarme más de lo que lo estoy haciendo. Si no vas a enfrentarte a la realidad, allá tú, pero yo no pienso estar en medio cuando todo se caiga.

–          Vete.

No rechistó, simplemente se fue. De nuevo sola en mi sofá, llorando y sin saber muy bien el motivo.

Gema tenía razón, aún amaba a Laura, pero tenía mucho miedo. No sabía qué había hecho en su viaje, si estaba con alguien, si aún sentía algo por mí. Esa noche fue muy larga.

Anuncios

About Remendada

No se me dan bien los idiomas, por eso escribo en clave. Estoy descubriendo Twitter, así es que si tienes algo que enseñarme, búscame http://twitter.com/#!/Sremendada
Esta entrada fue publicada en Uncategorized, Yoli y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s